Leche Limpiadora Facial - Rosa de Bulgaria 330 ml

6,95 €
Impuestos incluidos *

Leche Limpiadora Facial - Rosa de Bulgaria 330 ml

Leche suave y ligera para la limpieza y nutrición de la piel de la cara y el cuello. Su más importante compuesto es el agua de rosa, con un alto contenido de éteres de aceite de rosa. Mejora la hidratación de la piel, restaura su frescura, pureza y elasticidad. Apropiada para todo tipo de pieles.

SIN PARABENES-NO TESTADO EN ANIMALES

Cantidad

 

Pasarela de pago garantizada, puede pagar con tarjeta de crédito o débito, Paypal o transferencia bancaria,

 

Envío gratuito a partir de 50 Euros (solo Península)

Leche Limpiadora facial - Rosa de Bulgaria 330 ml


.Leche suave y ligera para la limpieza y nutrición de la piel de la cara y el cuello. Su más importante compuesto es el agua de rosa, con un alto contenido de éteres de aceite de rosa. Posee propiedades antiinflamatorias, suavizantes y tonificantes. Mejora la hidratación de la piel, restaura su frescura, pureza y elasticidad. Apropiada para todo tipo de pieles.

MODO DE EMPLEO

1 Cuidado con el pelo

Retírate el pelo para que no se ensucie con los productos para el rostro. Para impedir que los mechones de pelo se te vengan a la cara, puedes utilizar algún tipo de turbante o diadema. Otra opción es enrollarte una toalla, como haces al salir de la ducha, o hacerte una coleta o un moño.


Antes de empezar con la rutina limpiadora, lávate bien las manos.

2 Extiende la leche limpiadora por la piel

Según la marca que utilices, es posible que tengas que humedecerte ligeramente el rostro antes de empezar. Coge la leche limpiadora que vayas a utilizar para tu limpieza facial y échate un poco de producto en los dedos.


Con suavidad, extiende la leche limpiadora hasta que cubra el rostro por completo, incidiendo en las zonas más difíciles de alcanzar Utiliza las yemas de los dedos (nunca las uñas) para realizarte un masaje facial durante unos segundos.

3 Retira el desmaquillante

Después de este masaje, con el que eliminarás toda la suciedad de tu piel, puedes empezar a retirar el desmaquillante

Para ello, utiliza un disco de algodón húmedo y limpio. Realiza el movimiento siempre de dentro hacia afuera y de abajo hacia arriba, pues de esta forma estaremos realizando también ejercicios de gimnasia facial.


Otra opción es retirar la crema con agua o una esponja húmeda, lo que favorecerá la hidratación de la piel.

4 Lava la cara con agua

Si sientes que tu piel se ha quedado un poco tirante después de aplicar la leche limpiadora o que hay restos de producto, puedes coger un poco más de agua entre las manos y llevártela a la cara. Este es un paso opcional que te ayudará a sentir la piel más cómoda tras la limpieza.

Antes de continuar con el siguiente paso, sécate la cara con una toalla limpia. Asegúrate de que el tejido que utilices esté bien limpio, porque sino no habrá servido la limpieza anterior.

5 Hidrata la piel con tu crema habitual

Cuando tengas la piel seca, échate un poco de tu crema hidratante habitual. Extiéndetela por toda la superficie de tu cara realizando un masaje suave y circular. No tardarás en notar tu piel limpia y bien hidratada. También puedes echarte un poco de tónico facial. 

INCI:

AQUA, PARAFFINUM LIQUIDUM, CETERARETH-20, CETERAYL ALCOHOL, DIMETHICONES, GLYCERIN, ISOPROPYL MYRISTATE, ROSA DAMASCENA FLOWER WATER, PHENOXYETHANOL, CAPRYLYL GLYCOL, PARFUM, ACRYLATES/C10-30 ALKYL ACRYLATE CROSSPOLYMER, TRIETHANOLAMINE, METHYLISOTHIAZOLINONE, BHT, CITRAL, GERANIOL, CITRONELLOL, BUTYLPHENYL METHYLPROPIONAL. 


La Rosa Damascena de Bulgaria es valiosa de una manera indiscutible


El Aceite Esencial de Rosa Damascena es el aceite esencial aromático más costoso que existe, con unas propiedades aromáticas, calmantes y purificantes únicas. Se requiere la destilación de miles de pétalos de rosa para obtener una sola gota de producto. El aceite de rosa es el oro líquido de Bulgaria. Su primerísima calidad es debida a unas condiciones climáticas únicas y a la región ecológicamente sin contaminación donde crece la Rosa Damascena el llamado Valle de las Rosas, donde se halla su hábitat natural no sólo en el país, sino en el mundo entero. Las excepcionales propiedades curativas del aceite de rosa y del agua de rosa, que son conocidas desde la antigüedad, se emplean con éxito en la elaboración de productos cosméticos.


Propiedades: limpia y refresca la piel, la hidrata y mantiene su equilibrio hidro-lipídico, estimula la regeneración celular y alivia los procesos inflamatorios. Ejerce un efecto antioxidante atenuando la profundidad de las arrugas.


INFORMACIÓN ADICIONAL

Peso 0,375 kg

Dimensiones 0,455 × 0,240 × 0,210 m

EAN 3800200962620


Capacidad 330 ml

00116001
100 Artículos